Posibilidades de desarrollo renovable en Canarias

Las Islas Canarias representan una oportunidad de cambio, de transición energética hacia un modelo más sostenible y racional, pero presenta muchos más problemas de los que, a priori, uno podría pensar. Ignorando los combutibles fósiles que diariamente se consumen en transporte rodado y el fuel que propulsa a los ferrys y buques que atracan en las islas con las mercancias que necesitan, nos queda el consumo que sus habitantes realizan para obtener electricidad y calor. Si nos centramos en las necesidades eléctricas, las islas son un escenario piloto donde a adía de hoy ya se lleva a cabo la transición renovable. El mejor ejemplo está el la isla de El Hierro, donde se está desarrollando la central hidroeólica.

El mix del archipiélago canario

Las islas constituyen un sistema finito, más complicado de gestionar que el sistema peninsular, donde el mallado de las redes de transporte permiten a REE gestionar más fácilmente las variaciones de demanda eléctrica, y modular la carga de unos puntos de consumo a otros, asegurando la seguridad y calidad de suministro. Únicamente Lanzarote y Fuerteventura están interconectadas mediante cable submarino, y se tratan como un sistema insular único a efectos de gestión eléctrica.

El panorama actual de las islas es que dependen fuertemente del gasoil para abastecer la demanda eléctrica. El 93,4% de la demanda (excluyendo consumos de las centrales del régimen ordinario) es de origen fósil: fueloil, gasoil y derivados. Este dato contrasta con la idea que se viene vendiendo de las islas como campo de pruebas renovables, con un excelente potencial solar, eólico, geotérmico y undimotriz.

Fuente: REE.

Fuente: REE.

Y es que el potencial de las islas es verdaderamente excelente, pero la transición energética es lenta, costosa y tiene que lidiar con una regulación energética compleja, que hace que algunos de los objetivos marcados en el PECAN (Plan Energético de Canarias) se hayan retrasado hasta más allá del horizonte contemplado hasta 2015, según la última revisión publicada en Enero de 2012 por la Consejería de Empleo, Industria y Comercio. En este documento, que se puede consultar aquí, se establece que para el año 2015 se habría de abastecer un 30% de la demanda eléctrica a través de fuentes renovables. Con los datos de 2010, la aportación renovable era del 6,1% cuando tendría que haber alcanzado el 15% según el PECAN.

Dada la dificultad que entraña el análisis de tantos sistemas finitos por separado, donde habría que tratar cada isla por separado con sus requisitos de potencia firme, demanda máxima, curva de demanda, fuentes técnicamente posibles a implementar, etc. Así pues, trataremos el archipiélago como un sistema conjunto a efectos de evaluar su potencial renovable.

Un mix renovable

En el año 2011, la demanda eléctrica en barras central de las islas fue de 8.869 GWh., un 0,3% inferior al año anterior. La demanda máxima alcanzo  los 1.450 MW el 31 de diciembre, aunque la de verano quedó muy próxima a este valor (1.430 MW). La electricidad demanda fue generada principalmente por grupos diésel, turbinas de gas y turbinas de vapor (5.704 GWh; 61,1%). En menor medida por la centrales de ciclo combinado de Granadilla y Barranco de Tijarana, que aportaron (3.016 GWh; 32,3%), y finalmente el conjunto de las energías renovables, que apenas aportaron el 6,6% restante. Cabe señalar, que según el PECAN y el Registro de Instalaciones de Régimen Especial no consta que haya plantas de biomasa, pero incomprensiblemente, REE computa que han generado 24 GWh, cuando su potencia instalada es de 0 MW según el propio operador. 

Para evaluar el potencial, se han consultado las fuentes que proporciona el propio Gobierno de Canarias y el IDAE. Estas estimaciones son técnicamente difícil de conseguir (sino imposible), dado que sólo tiene en cuenta algún que otro criterio limitante, como el espacio disponible en cubiertas y fachadas para la fotovoltaica, sin hacer demasiada mención a cuántos MW reales podrían acoplarse a la red con absoluta seguridad de suministro. De nuevo, se ha de hacer énfasis en que lo primero que necesitaría el archipiélago es una inversión en transporte, distribución, subestacoines, transformadores y reactancias. Igualmente, pasemos a ver el potencial renovable y el mix final:

Fuente: MINETUR, IDAE, PECAN, REE.

Fuente: MINETUR, IDAE, PECAN, REE.

Algunos comentarios sobre las tecnologías:

Eólica: pese a que el PECAN estima un potencial de 3.600 MW, y un objetivo para 2015 de 1.025 MW, se ha considerado una cifra técnicamente factible con las inversiones en red oportunas, y lejos aún del máximo teórico.

Biogás: se ha adoptado la previsión optimista del PECAN, 30 MW.

Undimotriz: se ha adoptado la previsión optimista del PECAN, 50 MW.

Hidráulica: se ha adoptado la previsión optimista del PECAN, 9 MW.

Solar termoeléctrica: se ha adoptado la previsión optimista del PECAN, 30 MW. Sin embargo, la rapidez con la que esta tecnología está desarrollándose a escala comercial, hace pensar que la potencia estimada es pequeña. Generalmente, las plantas CSP que se construyen en la península son del máximo permitido por el RD 661/2007, es decir, de 50 MW si se quiere beneficiar en el régimen especial. Además, el desarrollo de la tecnología modular Stirling podría ser especialmente interesante en las islas, dado además su prácticamente nulo consumo de agua.

Geotérmica: el IDAE estimó un potencial en las islas de 335 MW, distribuido en Tenerife (226 MW), Gran Canaria (108 MW) y Lanzarote y La Palma (1 MW conjuntamente). Más información al respecto en este artículo de Piensa en Geotermia.

Biomasa: dada la dificultad que el propio PECAN hace mención de cara a abastecer parte de la demanda con biomasa, se ha optado por congelar esta opción. Con más información al respecto, se podría analizar el potencial técnico que podría aportar a las islas.

Fotovoltaica: el PECAN estima el potencial técnico en 1.500 MW, contando el espacio disponible en fachadas y cubiertas, y fija un objetivo para 2015 de 232 MW. Sin embargo, el abaratamiento de costes y la extraordinaria oportunidad que abriría el balance neto, hace de esta fuente un eje indispensable para cubrir parte del mix canario. De hecho, la paridad de red ya se alcanzó en las islas debido al elevado coste de la generación convencional con gasoil.

El mix contempla también grupos de ciclo combinado, atendiendo al margen de reserva al que hace mención el PECAN, y que habrían de estar distribuidos en cada una de las islas. La generación total del mix propuesto sería de unos 9.550 GWh, suficiente para cubrir la demanda actual y las de años venideros contando con una tasa de crecimiento moderada. La aportación renovable sería del 89,8%, una cifra envidiable.

Mix propuesto de las Islas Canarias en condiciones ideales de interconexión.

Mix propuesto de las Islas Canarias en condiciones ideales de interconexión.

A la vista de los datos, el potencial de las islas es muy atractivo, pero la planificación ha de pasar necesariamente por otro tipo de medidas, de fomento y ahorro energético. La isla de Samso, en Dinamarca, es un excelente ejemplo, tal y como puede leerse en este excelente artículo de David Biello.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s